Frustración, decepción y disminución del deseosexual son algunas de las sensaciones que experimentan las mujeres cuando no alcanzan el orgasmo, si tu eres una de ellas a no desesperarse porque la sexóloga Alessandra Rampolla te deja algunos consejos para que puedas llegar al climax sin problemas.

1.- Anímate a masturbarte: Es necesario masturbarse frecuentemente para conocer cómo las mujeres reaccionan ante diferentes caricias eróticas. Es la vía más rápida para alcanzar un orgasmo. Puedes estimular tu clítoris mientras alternas con caricias alrededor de tu vagina y/o introducir tus dedos en ella para llegar al Punto G.

2.- Explora tus zonas erógenas. Recorre con caricias diferentes zonas erógenas, como el cuello, los senos, los muslos o el vientre bajo. Si quieres incrementar el placer, hazlo con una pluma o con una tela suave, como un raso o una seda.

3.- Ejercítate para el placer. Haz tus ejercicios Kegels para tonificar los músculos de tu vagina o pubococcígeos, ya que te ayudarán a experimentar mayor placer sexual durante las relaciones íntimas. Cuando vayas al baño a orinar, detén el flujo a mitad por unos segundos. En ese movimiento de contracción y relajación consisten los Kegels. Luego vas a practicarlos cuando no estés orinando. Incluso, puedes hacer esos movimientos durante el sexo porque enaltece la excitación y te mantendrá enfocada en las sensaciones genitales.

4.- Relájate. El orgasmo nunca llegará si estás pensando en tus problemas laborales mientras tienes sexo con tu pareja. Debes estar presente aquí y ahora.

5.- Las mejores posiciones. Busca posiciones sexuales en las que tu clítoris roce directamente con su hueso púbico. Por ejemplo, haz el clásico misionero, ponte arriba suyo o de espaldas con un almohadón debajo de tus glúteos. En esas posiciones sexuales habrá mayor fricción y estimulará tu clítoris.

6.- Controla los movimientos. Toma las riendas e impone tu propio ritmo durante la relación sexual. Muévete de la manera que te genere mayor placer. Prueba diferentes posiciones y ritmos hasta encontrar el que más te agrade.

7.- Tócate delante de él. O bien tu pareja puede estimular tu clítoris a la vez que te está penetrando, o puedes tomar las cartas en el asunto y tocarte tu misma mientras él te penetra. Incluso pueden incorporar un vibrador para que recibas estimulación clitoridiana durante la penetración.

8.- Tensiona tus músculos. Durante la excitación sexual, contrae deliberadamente los músculos de tus piernas, brazos, abdomen, y pies. La tensión corporal a veces es una respuesta automática y su aumento voluntario puede facilitar el orgasmo.

9.- Sí, al sexo oral: Sólo un 25% de las mujeres logran tener orgasmos como resultado de la penetración vaginal. El método más efectivo es la masturbación, seguida por el sexo oral. Anímate, y pídele a tu pareja que lo haga.

10.- Piérdete en una fantasía. Lee un pasaje de algún libro erótico, mírate en el espejo durante la relación sexual, piensa en esa imagen que hace subir tu temperatura.

11.- Juega con la respiración. Uno de los truquitos más efectivos para acelerar el orgasmo es manejar la respiración correctamente. Aguanta tu respiración a medida que comienzas a excitarte sexualmente. De ese modo, irás creando cierta tensión hasta que llegue el momento liberador del clímax.

No hay comentarios

Dejar una respuesta


*